¿Qué significa ser profesional?

¿Qué significa ser profesional? - Overflow.pe

El significado académico de ser profesional cada vez está quedando más relegado en el mundo empresarial y por supuesto también en el ámbito emprendedor.

Muchos evaluadores, reclutadores, capacitadores y sobre todo el público, se percatan que, en la mayoría de los casos, una profunda y nutrida colección de cartones y diplomas, no garantizan la existencia de valores.

¿Qué significa ser profesional hoy en día? De eso hemos hablado hace poco en un proceso de capacitación orientado a la atención al cliente y voy a exponer las razones hoy aquí.



1. No basta saber qué hacer

Hacer bien las cosas es lo que importa cuando de ser profesionales se trata.

Muchas personas saben lo que tienen que hacer y lo saben por formación, capacidad de aprendizaje o intuición, pero muchos, también, deciden no hacer bien lo que saben hacer.

Ser coherentes, exactos, cumplir con las tareas, ser responsables y unificar lo que sabemos hacer con lo bien que podemos hacerlo, es ser profesional.

2. Recordemos que la ética aporta muchísimo

En un mundo agobiado por las conductas incorrectas en los negocios, es momento de revalorar el ser correctos, honestos y transparentes.

Aprender a tomar decisiones éticas tiene que ser algo cultural y no estar relegado únicamente a las aulas del curso de Deontología.

La ética importa y mucho para que las sociedades obtengan inmensos beneficios.

La base del comportamiento ético está en la práctica de los valores.

Aprender y compartir es ser Profesional - Overflow.pe

3. Usemos nuestra capacidad de aprendizaje

Existe un lado positivo de estar rodeado de tanta información, y no sólo tiene que ver con entender qué debemos o no consumir de Internet, la TV y los demás medios.

Nuestra capacidad de aprendizaje es importante para adquirir una condición adecuada en el ejercicio profesional.

Aprender significa estar dispuesto al cambio, a desaprender y por supuesto a validar, rediseñar, reconstruir y producir nuevos significados.

4. Compartir lo aprendido

Un profesional de verdad comparte lo que aprende con su equipo, con sus pares y con las personas que lo necesitan.

Una forma de hacerlo es publicando artículos, editando libros, brindando horas de capacitación, enseñando a sus pares.

Lo contrario implica ocultar información, restringirla y hacerlo a pesar de tener el desafío como responsabilidad.

5. Someterse a autoevaluación constante

La auto evaluación es vital para adquirir la condición profesional pues es señal de madurez, compromiso consigo mismo y con los demás.

Señala además un nivel muy importante de apertura, que concibe que, los resultados no sólo son capaces de liberar al auto evaluado, sino de agregar liderazgo a quien la practica.



6. Controlar las emociones

Las emociones son positivas cuando conducidos por ellas, tomamos las mejores decisiones, y lo sabremos, si esas decisiones no afectan negativamente el entorno, a una persona o al orden de un sistema positivo en particular.

Cuando las emociones nos permiten descontrolar todo tipo de balances en términos de actitud, aptitud, ejercicio, evaluación y decisiones, entonces dejamos el espacio de lo profesional de forma inmediata.

7. Utilizar los conocimientos

Tomar acción tiene de trasfondo el hecho de utilizar lo que conocemos.

Los conocimientos son la base de la acción productiva y de nada sirve tenerlos si no los ponemos en práctica.

Un profesional ejerce conocimiento a través de sus acciones.

Utilizar los conocimientos el rumbo del profesional de hoy - Overflow.pe

8. La palabra antes que la violencia verbal

Ser profesional implica dialogar a pesar de cualquier motivo para desestimar dicho diálogo.

Los profesionales, pueden llegar a moverse en el límite de un diálogo apunto de implicar desatinos verbales, sin embargo, son firmes en la decisión de expresar con objetividad, crear argumentos y esperar respuestas.

Dialogar con apertura, coherencia y buscando el punto medio con herramientas de negociación, es parte de ser profesional.

9. La objetividad como norte descriptivo

Un profesional no cae en el sobre dimensionamiento de los hechos a través de palabras exageradas.

La práctica de la objetividad (muy ligada a la coherencia) es vital para identificar actitudes profesionales claras.

Lo contrario no sólo es sinónimo de ausencia de profesionalismo, sino de intento de manipulación, mentira y un sin número de vicios comunicacionales.

10. Identificar los hitos de mejora

Señalé que la auto evaluación es importante para connotar profesionalismo.

Entre fecha y fecha de ese proceso, se encuentra el espacio de análisis que falta para cerrar el círculo de lo profesional.

Implica desarrollar un elevado entusiasmo por la medición pero sin duda también por la comparación.

El profesional analiza y entiende los éxitos como mejoras que se aprecian entre cada etapa de la evaluación.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *