No abandones tu camino por ningún pesar

No abandones tu camino por ningún pesar

No abandones tu camino por ningún pesar porque existen mil razones de peso que no tienen nada que ver con ningún tipo de fracaso, evento o persona que no quiere seguirte, ya sea en tu vida personal o en los negocios.

Si estás atravesando por un momento crudo que mueve tus sentimientos, quizá un abandono, una traición, una ruptura con tu socio o socios, un pesar profundo, analiza si lo que caminaste hasta aquí, tiene relación con ese evento de quiebre.

PUBLICIDAD



No abandones tu camino por ningún pesar

Por lo general, en todos los casos que vemos a diario, los emprendedores no valoran lo que han caminado y cuando algo de pronto les golpea el estado de balance, tienden a desvalorizar todo lo que hicieron mucho antes de conocer a esa persona o relacionarse con esa decisión que los llevó a vivir un quiebre.

Mil razones de peso para seguir adelante

Todos los caminos tienen imperfecciones, baches, huevos, diseños diferentes y, sin embargo, siguen siendo camino y mostrándose tal cual hasta el final. Del mismo modo tu energía para emprender, debes recuperarla porque te permitirá seguir sosteniendo tu vida y tus objetivos.

Vuelve a tus inicios, a tus primeros escalones logrados en la carrera hacia tu desarrollo empresarial o personal. No anules todo lo que mentalmente construyó tu autosatisfacción.

Verás que existen muchas razones para dejar de darle tanto poder a cualquier cosa que haya significado un motivo para derrumbarte.

Pon el pecho y recibe la bala como un héroe o heroína

No abandones tu camino por ningún pesar porque nada ni nadie valen la pena si se lo que obtendrás es un perjuicio personal por sumirte en la depresión.

Al recomendarte seguir no te estamos diciendo que evites el proceso de recuperación. Si estás al inicio del problema, abriendo los ojos, sufriendo en plena decepción, aislándote, auto juzgándote o quizá, preguntándote qué fue lo hiciste mal, atraviesa la experiencia.

Solo la experiencia como tal, luego de un golpe emocional y mental, te ayudará a medir el tamaño de tu ego, rediseñarte o reformular tus pensamientos, aprender sobre ti mismo y también sobre los demás. Por supuesto existe, en medio del duelo, la negación, pero trata de llegar rápido a la aceptación de los eventos para superar el impasse lo más ágil posible.

PUBLICIDAD



Piensa en lo que has logrado hasta el momento

Recuerda que no mereces abandonar ninguno de los beneficios que hayas cosechado, ni por nadie ni por nada, porque los eventos adversos no son personas y las personas, siguen con su vida, a pesar de todo lo que hayan podido haberte causado.

Si tienes que cerrar un capítulo en tu vida personal o en los negocios, con quienes o quien querías seguir adelante, hazlo con pena, abrumado, triste, pero hazlo. Toma la decisión antes de que la indecisión sólo se transforme en una irrealidad por resolver en tu mente, situación en la cual, todo transcurrió para los demás y no para ti.

Cuando piensas en lo logrado, recuperas la valoración que de ti mismo tienes en tu corazón, tu mente, se reconecta con los valores que dejaste de poner primero en tu vida, vuelves a un estado de balance, pero lo mejor de todo, es que te recuperas en una nueva dimensión, triunfador y recuperado.

Toma acción para seguir adelante

Podrías desde:

  • Buscar opiniones.
  • Compartir con tus mejores amigos o amigas.
  • Salir de los espacios que te presionan.
  • Realizar actividades que te ayuden a vivir un aislamiento positivo (haz bicicleta por la playa).

Hagas lo que hagas enfócate en no detenerte ni poner en riesgo tu negocio o tus ingresos como persona independiente o autónomo. Una crisis puede tenerla cualquiera, pero solo quienes adquieren valentía, siguen adelante porque es lo que necesitan para volver a sentirse sanos y salvos. Piensa en ello y regálate las mejores decisiones.

 

Aportes recomendados en Overflow.pe

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *