Desafía las voces del miedo - Frase de Impacto - Overflow.pe

Desafía las voces del miedo

Compartir:

El miedo es algo inherente al ser humano, combatirlo es una de las mejores decisiones que, como emprendedor o emprendedora, puedes tomar.

Para lograrlo, desafía las voces del miedo, aplicando estrategias firmes para poder lograr superar bloqueos, barreras mentales, el «qué dirán», las malas intenciones de las personas (que nunca faltan) y ese incorrecto afán por mirar cómo va la carrera de los demás.

Tu principal competidor eres tú, recuérdalo. Aceptar la presencia del miedo en nuestras vidas es lo más coherente por realizar, entender de dónde viene, puede ser tranquilizador, pero lo que cuenta es que haces hoy, para resolver el miedo en el campo de la acción.

Desafía las voces del miedo

  1. Superar el miedo que paraliza.
  2. Utiliza el miedo como catapulta.
  3. Detente y analiza el bloqueo que detiene tu camino.
  4. El qué dirán es lo que menos importa.
  5. Las malas intenciones existen: toréalas con personalidad.
  6. Tu principal competidor eres tú.

Estas 6 máximas, han ayudado a muchos emprendedores a resolver el miedo en sus trayectorias con su negocio propio, si necesitas orientación puedes iniciar el contacto con Overflow Emprende, estamos seguros que podemos revisar tu caso y brindarte las mejores herramientas como consultores de emprendedores.

1. Superar el miedo que paraliza.

Cuando se trata de enfocarte en este desafío frente al miedo, te encontrarás en algún momento de tu vida, con una paralización. Puede surgir desde el pensamiento, desde el cuerpo, infiltrarse en la mente y causar una gran inamovilidad.

No es sencillo decirte: «solo enfréntate a ti mismo y salta», porque en realidad, la mejor idea es meditar sobre ello, atravesar la quietud, ver qué pasa y convencerte, de modo progresivo, que antes que enfocarte en las razones para sentarte, es mejor, buscar qué resultados obtendrías de seguir adelante.

Si las voces del miedo, no son capaces de responder: ¿Por qué no podría alcanzar esos resultados? Entonces, encuentra la energía y avanza. Concéntrate únicamente, en desbloquear las emociones necesarias para el éxito.

2. Utiliza el miedo como catapulta.

Una catapulta es un artefacto donde se ejerce una presión contenido que sirve de energía para lanzar algo hacia el espacio por delante. Cuando utilizamos esta metáfora, en relación a las estas energías negativas, pensamos en un cambio de tuerca.

Piensa en el miedo como un luchador de sumo o un luchador mexicano con máscara, ambos temiblemente pesados, encima tuyo y luego conviértete en el «Hulk» que no soporta la presión.

¿Qué esperamos de nosotros mismos cuando aprendemos a transformar la presión que ejercen las voces del miedo para detenernos? Que la «explosión provoque inercia» y de puro coraje, le digas No al miedo, y SI a la fe en todo lo que quieres lograr, luego, tomes tu destino, y emprendas.

Revisa esta nota antes de seguir: Transforma tu miedo en gasolina para el impulso

La mejor decisión frente a las voces del miedo: enfréntalas con energía y actitud - Overflow.pe
La mejor decisión frente a las voces del miedo: enfréntalas con energía y actitud – Overflow.pe

3. Detente y analiza el bloqueo que detiene tu camino.

El bloqueo en realidad no viene de adentro, es una consecuencia o en su defecto una barrera a la que le asignamos primero que nada: miedo. Esas voces que están allí para detener tu camino, le asignan el significado, según aquellos fracasos no resueltos en tu mente.

Partamos de un espacio común: el error. Pero añade a éste, la capacidad de brindarte aprendizajes invalorables, y además, especializados y personalizados, lo que significa que, tu aprendizaje te hace distintos de los demás, aunque surja desde el error.

¿Has analizado el panorama de tu crecimiento como emprendedor desde los errores de antaño? ¿Te has dado cuenta de la cantidad de dinero que tuviste a la mano para fallar? ¿Has pensado siquiera en la posibilidad de tenerlo para imprimir éxito?

La idea es convertir, previo análisis y reflexión, una situación que te dejó una huella de miedo, en una sierra que destruya todo tipo de bloqueo, en un martillo mecánico o hidráulico que se tumbe en segundos, cualquier autoconstrucción que te detenga.

4. El qué dirán es lo que menos importa

Siempre me hago esta pregunta: ¿Quién estará junto a mi cuando tenga que tomar las decisiones más crudas en mi vida? Yo. ¿Quién estará junto a mi cuando muera después de todas las decisiones de éxito que pude tomar? Yo.

Y por supuesto las personas que importan, pero que además, por decisión propia, sin condicionantes y ataduras, realmente te valoren, por lo que significas para ellas.

¿Cuántas de las personas que conoces hoy y conocerás mañana se quedarán junto a ti en el transcurso de tu vida?

Mientras cuentas y te sobran dedos en la mano, te diré que finalmente, lo que diga la gente acerca de lo que logras o no, sean hasta los más cercanos, solo nace desde dentro de ellos, y no debe convertirse en una descripción, concepto o «verdad absoluta» acerca de quién eres y qué lograrás.

Te diré además que nadie conoce la verdad absoluta como para poder describirla. Medita en ello. Solo tenemos a la mano, una porción de la realidad y toda la capacidad para aprender a crear toda la realidad que para nuestro beneficio queramos crear.

Únete con los mejores, suma con los que valen la pena :vence las voces del miedo
Únete con los mejores, suma con los que valen la pena :vence las voces del miedo

5. Las malas intenciones existen: toréalas con personalidad.

Mi abuela decía, tenle miedo a los vivos, no a los muertos, pero aprendí que es de «muertos» tener malas intenciones contra los demás. Y sí, aunque podamos resistirnos a creerlos, hay gente que se aprovechará de nosotros de la peor forma.

Personas que sólo responden cuando el beneficio es para ellos y que se ausentan y pueden llegar a no decirte más, cuando tienen que asumir responsabilidades, sobre todo frente a deudas, aportes de dinero, o frente a dar la cara por errores.

Esas personas están condenadas a vivir en círculos, o en algún momento, a perder esa «capacidad» de ser capaces de engañar. ¿Cuál es el consejo? Tengas o no que exigirles un mejor comportamiento, que la vida no se te vaya en ellos o ellas, porque no vale la pena.

6. Tu principal competidor eres tú

Todos los items aquí tratados, alrededor de la idea: «Desafía las voces del miedo» finalmente, tienen relación contigo mismo.

Con el valor que llevas dentro, más allá del aspecto moral o financiero de tus ideas, sentimientos, decisiones, resultados, formas de trabajar y visiones, eres capaz de desarrollar las competencias necesarias para elevar tu autoestima y desarrollarte con éxito.

Constrúyete por dentro, crea las defensas necesarias frente a ti mismo, y podrás dominar cualquier evento negativo, que venga desde otras fuentes. Recuerda que el guerrero que va hacia delante y hacia atrás, se encuentra dentro de ti. La mejor decisión es vencerte a ti mismo.

Enlaces sugeridos

 

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *