Educa tu mente y crea tu realidad: 5 claves - Frase de Impacto - Overflow.pe

Educa tu mente y crea tu realidad: 5 claves

Compartir:

Educa tu mente, puede ser una frase de impacto, fácil de decir, pero difícil de alcanzar como concepto. En la práctica nos rodean: demasiado “ruido”, tensiones, preocupaciones y noticias nocivas en forma de miedo.

Cuando mucho de lo que nos forma el pensamiento viene “empaquetado con lo peor del día”, educar la mente, se vuelve una responsabilidad, un desafío y un objetivo social.

Por ello, la tarea de educar la parte de nuestra existencia que nos autodirige, necesita empuje, enfoque, técnica y prioridad. Ya que somos seres emocionales, aún con mayor razón necesitamos educar nuestra mente y hacerlo por los demás.



Educa tu mente, controla tu destino

Evaluaremos algunos razonamientos que nos ayudarán a forjar un camino de sorpresas y desafíos ganados antes de empezar con el objetivo “educa tu mente”.

Estos son los puntos clave que desarrollaremos:

  1. Aceptar la realidad tal cual es.
  2. Educa la mente de los más pequeños.
  3. Educar la mente para materializar el binomio del perdón.
  4. Educa la mente para entender a los demás sin prejuicios ni dolor.
  5. Define tu destino con una realidad bajo tu control.

1. Aceptar la realidad tal cual es: un todo imperceptible donde somos pequeños

Alguna vez sentimos vivir “la vida a cuadritos” en múltiples aspectos de nuestra vida, y en muchas de esas oportunidades pensamos en el destino, castigos, mala suerte, signos de fracaso, imposibles, barreras insuperables y mucho más.

Nada más lejano de la realidad que representamos (la biológica y mental) en un mundo donde las oportunidades se crean en función de las creencias que tenemos.

Pues aquí va el golpe: No sabemos ni el tamaño y la totalidad y compleja dimensión de la realidad como para pretender describirla con todo lo que nos ocurre.

¿Educar nuestra mente acaso no significaría en primer lugar aceptar con humildad que solo somos, experimentamos y vivimos una porción alejada de la totalidad?

La premisa es simple: practica la humildad, no sólo no somos el centro del universo, tampoco nuestras vidas son el centro de todo lo que está definiendo la realidad. Entenderlo te ayuda a tranquilizar tu mente y entrenarla para las nuevas experiencias.



2. Educa tu mente, educando la mente de los más pequeños

La mente desconectada de la premisa de realidad, puede sentirse atacada por todo tipo de impactos, dependencias, insultos, malas experiencias, y recuerdos de vacío y dolor, sobre todo acerca de nuestros primeros años, si acaso estuvimos a cargo de padres no estructurados, que también pasaron por lo mismo y no lo resolvieron.

Existen estudios muy importantes sobre cómo nos afecta de niños, aquello que como adultos le hacemos a los más pequeños, sin medir las consecuencias.

Y dicho así, ya resulta evidente que tenemos todos, la responsabilidad de saber quiénes somos, frente a los más pequeños: Adultos responsables, que no le estamos hablando (impactando) a otros adultos, sino a mentes en desarrollo.

Una persona que sabe perdonar y perdonarse, es más libre y feliz.
Una persona que sabe perdonar y perdonarse, es más libre y feliz.

3. Educa tu mente para materializar el binomio del perdón

Aprender a perdonar es muy bueno, entendiéndose como un real descargo de emociones negativas, recelos, dolor, tristeza y en fin, mil cosas que atravesamos cuando no soltamos lo que nos hicieron de mal, algún evento del pasado anterior, reciente o de algo que no podemos evitar que salga mal en el futuro.

Pero aprender a perdonarnos y atravesar un proceso de reencuentro con la tranquilidad espiritual o la paz mental, plenitud y autosatisfacción interior, es mucho mejor.

Y por supuesto, lo que llamamos aquí en Overflow Emprende: el binomio del perdón, que es como una moneda que te da mucho valor, comprende ambos tipos de perdón.

Llegar hasta aquí, nos convierte en seres de luz en la tierra. 😉

4. Educa tu mente para entender a los demás sin prejuicios ni dolor.

¿Podemos decir que la mente humana es muy ágil para asignar conceptos a lo que no conoce? ¿Qué tenemos una cierta capacidad para describir a los demás desde nuestra forma de ver el mundo?

Dado que eventualmente es así, el objetivo contrario podría sernos útil:

  • ¿Qué tal si nos demoramos en definir a los demás?
  • ¿Y si nos tomamos el trabajo de conocerlos sin conceptos previos por asignar?
  • ¿Será buena idea indagar la forma de ver el mundo que tiene el otro?

Recordemos el punto uno y aquello sobre la imposible tarea de conocer la realidad total que nos rodea. ¿Es más fácil o más difícil conocer la que rodea a cada persona con la que interactuamos?

Sin prejuicios, entendiendo que el objetivo “educa tu mente” puede sumar a tu vida, el hecho de que las palabras que llegan a tu vivencia no te afecten como quizá lo hacen hoy en día, la posibilidad de una vida sin “dolor mental” se abre ante cada uno de nosotros, como una oportunidad perfecta para ser felices.

5. Educa tu mente y define tu destino con una realidad bajo tu control

El destino no es algo nebuloso, aunque podría creer que se define en planos espirituales y entrar en temas metafísicos, sobre los cuales, este post no está pensado 😉

El destino, en este plano de realidad del que estamos compartiendo, es el resultado de todas (y más) las decisiones anteriormente expuestas.

Controlar tu mente, educar tu mente, racionalizar cuando corresponde, dejarse llevar por los sentimientos cuando eso es lo más importante, o entablar un diálogo interior que nos lleve a un balance adecuado, es en suma, un objetivo de control.

El control que puedes imponer en tu vida, desde la educación de tu mente, es satisfactorio y se diferencia mucho de una mente que se auto encarcela para definir una realidad limitada donde todo tiene explicaciones inflexibles.

En el plano de una educación mental coherente, emocionalmente balanceada y nutritiva, se trata de alcanzar un estado de plenitud creada desde tus pensamientos, para tus pensamientos, a favor de tu éxito como ser humano.

Enlaces recomendados

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *