10 Competencias de los comunicadores eficaces - Blog Emprendedor Overflow.pe

10 Competencias de los comunicadores eficaces

Compartir:

Es muy interesante reflexionar acerca de las competencias de los comunicadores eficaces en un contexto como el que ahora se nos presenta, con una mayor interacción en el mundo digital, y para estar preparados cuando el planeta supere el bloqueo natural de la comunicación de siempre: cara a cara, sobre todo.

La comunicación eficaz tiene relación con algo concreto: saber llegar con un mensaje destacado, diferenciado y especial, a todas las formas de pensar que sean posibles de impactar.

¿Difícil? Cierto. ¿Complicado de ejercer? No. Sobre todo si se conoce cuáles son las 10 competencias de los comunicadores eficaces, y nos concentramos en aprehender (interiorizarlas) en la práctica diaria.



10 Competencias de los comunicadores eficaces

  1. Sabe lo que dice.
  2. Es flexible, natural y fluido.
  3. Se conecta con el receptor.
  4. Incorpora las ideas o preguntas del receptor.
  5. Se concentra en pocos buenos conceptos útiles.
  6. Tiene capacidad de síntesis.
  7. Emociona
  8. Inspira.
  9. Activa.
  10. Captura reconocimiento.

1. Sabe lo que dice.

Siempre que alguien sabe lo que dice, existen dos posibilidades:

  • Que muestre mucha seguridad al decir una mentira
  • Que diga una verdad porque la conoce en toda su extensión

La cualidad correcta, por su puesto es hablar con conocimiento de causa, porque se domina un tema, no porque se aplica la técnica "cascarón" del decir sin saber.

Los comunicadores que saben lo que dicen, han pisado el terreno del aprendizaje, la investigación, las "prueba-error" y pueden mostrar su éxito, con coherencia y sobre todo con casuística.

No se trata de cualquiera pretendiendo convencer, porque necesidad de ello, no hay. Así que para adquirir esta capacidad, ya sabemos por dónde ir.

2. Es flexible, natural y fluido.

La flexibilidad, naturalidad y fluidez es que aquellas competencias de los comunicadores eficaces, que atrapa. Y lo hace porque las personas requieren, mientras aprecian el mensaje, de un proceso que conecte.

Este proceso podría ser descrito como un vaivén emocional, centrado pero no limitado, que toma extremos y propone ideas en común, que acepta, recibe y brinda a través de un lenguaje mixto (cotidiano y por momentos elaborado) de modo que todos, pueden entender y captar la idea del mensaje.

Un comunicador que demuestra esta capacidad, habla o escribe de modo tal que es fácil escucharle y leerle, no hay momento en el cual uno se detenga a tratar de "desenrollar el ovillo" o buscar en el texto para tratar de entender qué quiso decir.

Esta cualidad puede ejercerse muy utilizando frases conocidas, palabras sencillas, oraciones de un solo nivel, muy pocos condicionantes, cero "paréntesis" y sobre todo, una línea de comunicación que avance.

3. Se conecta con el receptor.

Este punto y el siguiente son claves, pero al mismo tiempo podemos entenderlos como parte de lo mismo, sin embargo, me gusta proponer que son distintos escenarios.

Para conectarse con el receptor, las competencias de los comunicadores eficaces, se empiezan a gestar antes del mensaje, principalmente en el proceso de construcción previo, cuando el comunicador está buscando definiciones acerca de quién recibirá el mensaje.

El receptor del mensaje, necesita ser identificado para apreciar sus necesidades de escucha, entender que experiencias vive, sus carencias, herencias, riquezas, rituales, emociones, negativas, aportes, apuestas, etc.

Cada comunicador, en el deseo de conectarse con su público, es realmente un investigador, e inclusive, puede llegar a proyectarse en dos o tres personas que conoce, cuando confirma que un nuevo público es similar a esas personas.

Resulta fundamental para quien comunica de forma eficaz, identificar al perfil meta, aún así no sepa qué decirle antes de iniciar un proceso de comunicación, pues ello le permitirá interactuar más adelante.

Este tip, es una de las fuentes de autoconfianza clave para un comunicador que con solo un perfil y su propio conocimiento, puede conectarse con el receptor creando una "consecuencia mágica".

4. Incorpora las ideas o preguntas del receptor.

Si algo tengo claro, acerca de cómo ejercer las competencias de los comunicadores eficaces, es que el mensaje es un espacio que se construye, algo vivo que va naciendo, es por ello que el punto anterior, es el inicio de una caminata de adecuación experiencial, cuando lo que definimos sobre el perfil meta, es confirmado, descartado o re-perfilado.

Entonces, incorporar las ideas o preguntas del receptor, forma parte de un moneda interesante, cuyo anverso, tiene que ver con el mensaje planeado, y el sello con el mensaje creado.

Ambas posiciones de valor, agregan aún más valor a una comunicación eficaz en cualquier medio, para el perfil meta que lee, escucha o percibe.

Ahora centrémonos en algo vital:

  • Si logramos conocer las ideas que pueden aflorar, es porque el ejercicio comunicacional está causando impacto.
  • Si surgen preguntas, existen tres posibilidades:
    • Que todo lo comunicamos a la perfección.
    • O que nadie nos entendió.
    • O que nadie está animado a superar la valla, para bien o para mal.

El objetivo de un comunicador eficaz, pasa en este punto, por despertar a la audiencia y lograr que transmitan algo desde dónde partir, confirmar, evaluar, analizar, entender, apreciar, anotar y la lista de "acciones de cosecha" puede seguir nutriendo la comunicación, porque de eso se trata.



5. Se concentra en pocos buenos conceptos útiles.

Aprendí de dos grandes amigos, guías y maestros de las ventas, que todo convencimiento:

  • Tiene un método que impulsa un proceso de entendimiento.
  • Y que "menos es más".

Combiné estos dos aspectos y en este caso he confirmado que, las competencias de los comunicadores eficaces además, toman como base que, los receptores, seleccionan de un mensaje, el menor número de aprendizajes.

Y lo anterior no sucede porque no aprecien el mensaje, sino que los niveles de experiencia, selección temática, condiciones de "ruido", distracciones y sobre todo la capacidad de concentración, a todos los seres humanos, nos permite adquirir ese "menos es más" siempre y cuando exista un método de valor que haga coherente el proceso de comunicación.

Por ejemplo:

  • Un método de valor puede ser agregar humor cuando el concepto por entregar es duro, complejo, complicado, difícil, aburrido, evitado, etc.
  • Otro método de valor puede ser el uso de una historia paralela, donde un personaje muestre justamente lo que queremos que entienda nuestra audiencia.

Los mensajes difíciles terminan siendo añadidos a una experiencia muy interesante, que impacta mucho más, y que por ser del tipo "menos es más" pueden ser aplicables a estas estrategias y aún así, agregar contenido aunque se trate de 1, 2 o 3 ideas por comunicar.

Punto importante: No se trata de juzgar, presumir o anticiparse a que el perfil del receptor sea limitado, más bien debemos pensar que como comunicadores, muchas veces nuestro tiempo es limitado, el espacio es limitado, la competencia nos limita y a pesar de eso necesitamos explotar al máximo pocas ideas brillantes.

Te recomiendo uno de los vídeos de nuestra colección que más me gusta recomendar: ¿Cómo se cuenta una idea en la publicidad?

6. Tiene capacidad de síntesis.

Vamos a decirlo así: Cuando se necesita impactar, concluir, presentar con emoción, despertar o inclusive presumir con estilo: la capacidad de síntesis es vital, aún así, al inicio, pase desapercibida, o sea una total sorpresa.

7. Emociona

Los educadores saben que emocionar, activa una parte del cerebro que ayuda a la recepción de las ideas que luego, necesitan ponerse en práctica, "comprarse" y "venderse" a través de los alumnos.

El convencimiento es emotivo, pero es la consecuencia de un manejo de emociones claro y vibrante, desde el emisor, pasando por el canal, esquivando el ruido, para llegar hasta el receptor y moverlo o inquietarlo.

Si el objetivo es que todos se queden con "la miel en los labios" o "el deseo de más", es importantísimo emocionar.

El pequeño detalle es que necesitamos vivir emocionados para ser comunicadores eficaces, no vale "plastificar la emoción".

Por ejemplo, los actores y las actrices, incorporan en su cuerpo, mente y alma, esa pasión por la emoción, de modo que, cuando los vemos y son profesionales, nos escarapelan el cuerpo. ¿Lo ha notado?

Una buena forma de entrenarse es actuando en una obra de teatro o asistiendo a una, estoy seguro que lo disfrutará. Le recomiendo visitar ArtesUnidas.com para incorporarse en ello.

8. Inspira.

De todas las competencias de los comunicadores eficaces, esta me encanta porque de un modo u otro siento que comunicar tiene un propósito y es inspirar al receptor.

La inspiración además, es clave para el proceso de desarrollo personal que comunicadores podemos ser capaces de detonar en el otro.

Diré además que la inspiración es una de las consecuencias humanas de una comunicación eficaz, que se devuelve como un boomerang cuando la aprecias en las personas a las cuales inspiraste.

Pero no inspires por inspirar, porque de igual modo como en el caso anterior, necesitas recibir ese mensaje, convertirte automáticamente en receptor del mismo y empezar actuar coherentemente, para:

  • Apreciar y entender hacia dónde va la inspiración.
  • Proponer el camino correcto.
  • Y sostenerla en el tiempo.

Entiendo que inspirar una vez, no cuenta tanto, como "chispazo" sino como habitualidad, cuando uno ejerce como comunicador.

Te invito a ver un mensaje creado por la marca Nike que realmente emociona una y otra vez a lo largo del mismo spot.

Las competencias de los comunicadores eficaces pueden ser aprendidas por todos - Overflow.pe

9. Activa.

Las competencias de los comunicadores eficaces existen para aprenderlas, transmitirlas, enseñarlas y con todo ello activar el lenguaje, el idioma, el desarrollo, el éxito y hasta la economía de las naciones, o inclusive a la política y las grandes aspiraciones nacionales o mundiales.

Por supuesto que me refiero a todo esto en positivo. ¿Alguna vez habíamos identificado el poder de la comunicación?

La cualidad de activar que puede ejercer el comunicador, viene a continuación de la capacidad que acabamos de revisar y, por lo tanto, es la materialización de la inspiración, sin embargo necesitamos reconocer que nos encontramos en otro escenario, quizá rodeado de esa inspiración, con puertas abiertas, y donde los procesos de comunicación, se siguen ejecutando.

Tomar acción, un concepto de la publicidad digital, por ejemplo, tiene que ver con esta cualidad del comunicador que transmite en sus mensajes, algo que fuera de Internet, puede verse en las "activaciones" del marketing pop en tiendas, o fuera de ellas gracias al BTL (bellow the line)

10. Captura reconocimiento.

Si la consecuencia de haber aplicado todas estas competencias, nos lleva a recibir un agradecimiento, reconocimiento, valoración u aporte emocional, o inclusive económico, de parte del receptor, esto contribuye al hecho de que estamos yendo por el buen camino en nuestra labor de comunicadores.

Capturar reconocimiento, ayuda mucho a la imagen personal integral, que me gusta destacar, porque elimina ese concepto en donde las etiquetas, los títulos y "el cascarón" pueden más.

Muchos comunicadores reconocidos en el mundo, aportan además, en varias líneas de desarrollo, y otros, que no son comunicadores de profesión, capturan reconocimiento con tan solo regalarnos palabras que nos cautivan y sobre las cuales solo nos queda ser agradecidos.

¿Quieres vivir así? ¿Rodeado de emociones?

Espero que este artículo te ayude a ese objetivo. 😉

Artículo recomendado en Blog Emprendedor

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *