Nombres para negocios: 7 claves para elegirlos

Como elegir nombres para negocios: 7 claves

Compartir:

Los nombres para negocios son importantes y deben ser bien definidos para alcanzar una conexión inmediata y especial con los clientes potenciales. Un buen nombre de negocio, definido con éxito, puede marcar la diferencia entre vender o no vender.

Si además, todo lo que tenga relación con este nombre por elegir para identificar tu negocio, se relaciona además con los Keywords o palabras clave (términos que escriben los usuarios para realizar búsquedas en Internet) habrás incrementado aún más tu éxito.

Hoy vamos a tomar en cuenta 7 claves de las que existen y persiguen el objetivo de asegurarnos que elegiremos el mejor nombre para nuestro negocio.



Nombres para negocios: 7 claves para crearlos

Claves para crear nombres para negocios: Destacar entre todos los competidores, pero sobre todo para atraer clientes potenciales de valor.

  1. Filtros legales y formales previos.
  2. Determinar el alcance del buyer persona o perfil del cliente meta.
  3. Identificar las relaciones de confianza por desarrollar.
  4. Encontrar qué condiciona la compra y el consumo para crear clientes.
  5. Prever una estrategia "paraguas" que le de soporte a futuras marcas.
  6. Hacer un ejercicio de "lluvia de ideas" con toda la inspiración anterior.
  7. Aplicar acciones que dan soporte a la elección del nombre de tu negocio.

1. Filtros legales y formales previos.

Los nombres para negocios necesitan formalidad ya que, se trata de entidades que realizarán acciones en la sociedad, y para la ley, se trata de personas jurídicas, con responsabilidades y también derechos.

El nombre de un negocio, no tiene relación con la marca de la cual puede ser propietario.

El nombre además, está asociado al tipo de empresa, regulado por la Ley de Sociedades Mercantiles de tu país y a su alrededor, existen "Registros públicos" que son necesarios pasos previos, antes de formalizarlo.

Por ejemplo en el Perú: 

  • No es posible utilizar parte o todo un nombre ya existente y formalizado, para incorporar en tu nombre de negocio. Por ejemplo: Tienda Coca Cola, no podría ser registrable.
  • También existen las categorías de negocio o rubros, donde registrar un nombre, de modo que, puedas "proteger" además, tu presencia en el rubro.
  • Y finalmente, la naturaleza del registro: Nacional o Internacional.

Es bueno saber que el nombre de un negocio es una oportunidad para comunicar con efectividad, aún así, podrías tener por nombre de negocio: MARIN EDITORES LITERARIOS Y MISCELANIAS DE CONTENIDOS EIRL como nombre de negocio y utilizar una denominación social más corta como MARIN EDITORES, detalle que está definido en la normativa peruana también, y posiblemente en la de tu país.

La definición formal y legal de un nombre bajo un registro público es paso previo obligatorio, para la creación del negocio a nivel formal como una sociedad o persona jurídica.



2. Determinar el alcance del buyer persona o perfil de cliente meta.

Si algo podemos concluir del punto anterior, es que la normativa legal, te ayuda a elegir un campo de acción específico en el mercado, a identificarte como negocio y a definir qué ofrecerás. Y aunque no hemos visto los detalles de una formalización, debes entender que desde este tipo de  definiciones, necesitas luego establecer a quién impactarás con tus acciones, para seguir avanzando con eficacia.

Un buen nombre, necesita estar pensado en función de tu futuro cliente. Y para ello, si ya cuentas con el marco legal que enfocará tus decisiones para elegir nombres para negocios, ahora es momento de identificar el perfil de tu Buyer persona para emprender la primera validación.

Para lograrlo existen preguntas, técnicas, fichas por llenar, talleres, asesorías especializadas disponibles en Internet, y por lo tanto, puedes consultarnos para apoyarte en la elaboración de este perfil especializado.

Si deseas enfocar un primer alcance de exploración, te recomendamos hacerte las siguientes preguntas:

  • ¿Qué problema o ausencia necesita resolver tu buyer persona en los espacios de su vida?
  • ¿Qué edad tiene? ¿En dónde vive? ¿Qué identidad de género tiene?
  • ¿Qué expectativas en su vida económica tiene para los siguientes 12 meses?
  • ¿Qué necesita resolver en el día a día?

El perfil de un BP, necesita examinar criterios basados en emociones, sentimientos, preocupaciones, ausencias, anhelos y más.

Los nombres para negocios necesitan partir del entendimiento del Buyer Persona

3. Identificar las relaciones de confianza por desarrollar.

Los procesos de consultoría para definir nombres para negocios, por lo general se saltan este espacio de análisis, cuando en realidad es vital.

Definido el marco legal, el buyer persona y su perfil, viene a continuación la exploración de las relaciones de confianza por desarrollar a nivel corporativo, es decir, entre tu negocio y tu mercado, entre tus marcas futuras (puede que tengas una o varias) y tus clientes.

Visto así, debes hacerte las siguientes preguntas clásicas y también profundas:

  • ¿Por que tu BP (buyer persona) te comprará a ti y no a otro?
  • ¿Dónde va a encontrar tus productos o servicios?
  • ¿Qué criterios va a seguir para volver a comprarte?

Son 3 preguntas súper importantes. Y las respuestas te darán la inspiración necesaria para definir el nombre de tu negocio, sin duda alguna.

Un criterio interesante y muy debatido en cuanto a la definición de la denominación de un negocio, tiene que ver con la agilidad en la atención, las respuestas rápidas, la capacidad de reacción o la velocidad de entregas, etc.

Desde este último criterio te recomendamos optar por nombres cortos. Aunque en la práctica, lo mejor funciona, es desarrollar las asociaciones que tu Buyer Persona necesita: información que capture, atención cordial y efectiva y solución de satisfacciones.

Un nombre corto puede ser eficaz si comunica bien, o te da pie a que expliques sus porqués, dado que los clientes se lo cuestionan (oportunidades de comunicación). Pero en la mayoría de los casos implican un riesgo que se traduce en una mayor inversión de tiempo y dinero para el posicionamiento.

4. Encontrar qué condiciona la compra y el consumo para crear clientes.

Definir un nombre, también puede implicar cambiarlo, fusionarse y necesitar uno nuevo, o dividir tu negocio en partes y renombrar cada una. Las situaciones pueden ser variadas en la práctica. Del mismo modo, tus productos o servicios pueden ya estar en el mercado antes inclusive de que optes por definir un nombre para tu negocio.

Es por ello que los nombres para negocios, necesitan investigación también. Y si en el punto anterior estábamos trabajando definiciones para emprender desde cero el encuentro del nombre perfecto para tu emprendimiento, en este caso, necesitamos analizar cifras y hacer entrevistas.

Aquí algunos hallazgos en casos de consultoría anterior que nos llamaron la atención:

  • Horario de compras o momento del día para comprar.
  • Forma de llamar a tu tienda.
  • Lugar conocido utilizado como referencia.
  • La persona que atiende.
  • Las cualidades de la atención.

Son relaciones y asociaciones que las personas hacen con tu negocio, o que podrían hacer con otro similar, que no las utiliza en un nombre de negocio.

Algunos ejemplos de nombres utilizando estos criterios son: "Donde Jaime", "A la vuelta de la esquina", "Bodega Martita", "Almuerzo Siempre Caliente", "La hora del Lonchecito", que pueden ser utilizados como denominación ágil o razón social, aunque debes saber que ya existen.

A nivel de Marketing podrías investigar sobre "insights del consumidor", y sostener "focus group" para descubrirlos, ya que en las decisiones de compra y consumo, cuenta mucho este tipo de preferencias.

¿Cómo los añades al nombre de tu empresa? Existen muchas formas de lograrlo además de las propuestas.



4. Prever una estrategia "paraguas" que le de soporte a futuras marcas.

La estrategia paraguas es más clara en las definiciones de nombres de marcas asociadas a un nombre de negocio. Por ejemplo, en el mundo automovilístico o si observamos fábricas que producen en el mercado del consumo masivo, los nombres para negocios actúan de "paraguas" corporativo para sus marcas.

Eso significa que le dan sentido, "protección", valor y confianza a sus marcas.

Claro, muchos han logrado que sus nombres "suenen a confianza" a lo largo de los años, inversión tras inversión, sin embargo, no hay nada que un buen "copy asociado a nombres de negocios, no pueda lograr, al menos acercándose.

Aquí puedes encontrar este ejemplo para la empresa NISSAN.

Ten en cuenta que este proceso puede ayudarte a definir marcas futuras también, de modo que podrías ir seleccionando "carne" para cocinar esas ideas después. 😉

5. Hacer un ejercicio de "lluvia de ideas" con toda la inspiración anterior.

Es cierto que hasta aquí, prácticamente le hemos dado una mirada interesante a los temas relacionados con el desarrollo de productos y servicios, que se vinculan con las definiciones que conectan a los usuarios y clientes con los nombres de empresas y productos.

En el proceso de creación de nombres para empresas, a este proceso le llamamos inspiración.

La inspiración te lleva también por tu modelo de negocios, tu plan de negocios y las definiciones de Misión y Visión, tan importantes y vitales para el desarrollo futuro o vigente de tus acciones empresariales.

Ahora lo que toca es estimular tu cerebro para con todo lo anterior encontrar términos que representen relaciones, beneficios, soluciones, expectativas y más. Y por ello recomendamos un proceso de Lluvia de ideas, que podrías efectuar en solitario, pero que al hacerlo en equipo, podría ser mucho mejor.

El objetivo es definir palabras sin limitarse, solo utilizando la inspiración luego de la revisión e investigación de los 4 puntos propuestos antes.



Las Lluvias de ideas y las Acciones de Soporte ayudan a pulir la elección de los Nombres para negocios

6. Aplicar acciones que dan soporte a la elección del nombre de tu negocio.

Una vez extingas tus neuronas, para identificar las palabras clave que identifican todo lo anteriormente trabajado a favor de tu negocio futuro o presente, toca realizar actividades que le den soporte a esta elección.

Aquí van algunas de ellas:

  • Filtrar lo que no aporta: Este es el momento para ser crítico pero con sentido, inteligencia y sin remordimientos. Si no coincide con las interrelaciones constructivas que te harán crecer en el futuro, dile Adiós.
  • Apuntar a una identidad única: Elimina todo aquello que se parezca, o esté desarrollándose aún sin estar registrado. Si no lograr un nombre único, en vano te esfuerzas.
  • Testeo previo con personas que coincidan con el B.P: Es una buena idea, de hecho la empresa BEMBOS, en Perú, muy famosa en el rubro de comida rápida, fundada por estudiantes de la Universidad de Lima, así eligió su nombre.
  • Descartar lo que no es registrable legalmente: Si la ley no lo permite, no pierdas tiempo. Si ya existe, descarta. Te puedes apoyar en los procesos de búsqueda en los Registros públicos o en Internet.

Puede ser que con todo ello, dada la gran cantidad de empresas que nacen a diario en el Perú y en otros países de Latinoamérica y el mundo, tengas que repetir el proceso.

No te desanimes, siempre es posible lograr el mejor nombre de empresa para tu negocio, enfócate y dedícate con mucho entusiasmo y lo lograrás.

Como elegir nombres para negocios: 7 claves

Escrito por : Sergio González Marín

Director de Overflow Emprende. Consultor Integral e Investigador del Emprendimiento en el Perú. Enfocado en el diseño de estrategias de innovación, marketing y ventas. Asesor de Emprendedores. Escritor y Coach de emprendedores.

Fecha: 20/05/2022

Contenido recomendado en Overflow.pe

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.